Acid Alice: los nuevos chamanes del rock de Ecatepec

 

Fotos: Facebook/Acid Alice band

Fotos: Facebook/Acid Alice band

 

Por José M. Vacah

@JosMVacah

Acid Alice es una banda nacida en las ventosas tierras de la roquera ciudad de Ecatepec; esa cuneta, en el Valle de México, donde el viento da vuelta, gira, se encabrita, rompe paraguas, descompone rehiletes, hace llaves de lucha libre, extorsiona y de cuando hay ganas, en las madrugadas, exhala vapores nauseabundos que huelen a pedo sagrado: es el dios Ehecatl que bendice a sus hijos.

 

Acid Alice son mis paisanos y son una de las mejores bandas del under mexiquense. Y estas dos características rara vez aparecen en el mismo paradigma. Oh, hijos del viento, nuestro rock es la herencia de una red de agujeros, dice el poema de Netzahualpello, el roquero mayor.

acidalice1

Esta banda, influenciada por los sonidos poderosos de los tesientas  y setentas tiene como principal ideologuía rescatar estilos musicales extraviados, para agregarles un toque de eléctrico futuro. Estos jóvenes son la reencarnación de Indiana Jones, cuyo látigo se convirtió en guitarra. Pero, por sobre todas las cosas, su principal influencia son los autos viejos, las Harley, el rugido de sus motores y las chamarras de cuero. Su género es una mezcla de acid rock, psychedelic, blues, heavy psych, proto doom y stoner rock.

acidalice3

En abril de este año lanzan su primer EP: “Acid Alice EP”, bajo el sello independiente Coopertone Récords, producido por Vanelo Cooper.  Dicho material fue elogiado por buena parte de la crítica especializada. Estos nuevos chamanes de Ecatepec son parte de una generación de jóvenes cuya búsqueda espiritual, estética, y roquera trascenderá límites.

Si quieren conocerlos, escuchen su música: