ENSAMBLE: baila en las sombras con tu esencia animal

Convex Mirror. Fotografía: Ulises Miguel

Convex Mirror. Fotografía: Ulises Miguel

Texto y fotografías por Ulises Miguel

Con un showcase nocturno en el centro de la ciudad de México, ENSAMBLE y MUTEK.MX  nos mostraron diversas propuestas de la escena emergente para desvanecer nuestra conciencia y entrar en una atmósfera de sonidos demoledores, oscuros, sintéticos y melancólicamente agudos; es por ello que en esta noche disfrutamos de tres proyectos que llamarán tu atención: Convex Mirror, Nima Ikki y Me & Myself.

Ver y escuchar a Convex Mirror es imaginar una barrera de dream pop oscuro unida por ecos de vocales infinitas.  Escuchar a Daniel Quintero y Azul Carazo nos recuerda que el dolor entre dos voces, una guitarra y distorsiones  se convierte en el soundtrack adecuado para un alma pagana disfrutando de su extravío en un lugar desconocido.

Nima Ikki. Fotografía: Ulises Miguel

Nima Ikki. Fotografía: Ulises Miguel

Con una propuesta experimental que no descarta ese atractivo melódico que captura a sus escuchas, este dúo ofreció una sesión de temas que podrías insertar en una escena de desamor nocturno. La transición de voces (femenina y masculina) entre cada track y la atmósfera envolvente crearon el reflejo sonoro de un estilo cimentado en el darkwave y el post punk, por lo que podríamos definir a  Convex Mirror como  un estado de agradable depresión nostálgica.

Nima Ikki es también otra de las propuestas que observamos en Avant durante el fin de semana. Ella es agitación de media noche, voz grave y pop en distorsión para una repetición continua. I want you es uno de los temas que mejor define su música y es también una perfecta introducción para conocer lo que esta chica está haciendo en el centro del país.

Me & Myself. Fotografía: Ulises Miguel

Me & Myself. Fotografía: Ulises Miguel

Durante esta sesión de beats y experimentación, Nima hizo su debut en ENSAMBLE para seducir a los asistentes. ¿Lo hizo? A nuestro gusto sí, lo logró con ese estilo melódico, minimalista y muy trip hop que te transporta a un estado de ánimo profundo donde las sombras acompañan tu meditación solitaria.

A estos dos proyectos citadinos que observamos en Avant se suma Me & Myself, un productor de sonidos y tonos  configurados artificialmente que llenaron la sala de evocaciones sin un guion melódico, por lo que su show más bien fue de creaciones beats en un ambiente creativo y de ejecución al momento.

Una pequeña caja de sonidos, una guitarra, un sintetizador y una computadora manipulados por un solo chico, crearon un panorama de ensambles auditivos que podríamos calificar como un mixtape en vivo, una demostración de ensambles para moverte sigilosamente sin perder tu esencia animal.

Advertisements